29 de noviembre 17

ADMINISTRACION DEL ESTADO – SISTEMA DE CONTRATACION Y COMPENSACIONES

Proposición propuesta para - Autor : Luis Claria

¿Es mejor remunerado el trabajo en el sector público v/s el privado?
Sin duda para conversar al respecto hay que ampliar el concepto a sistema de contratación, compensación y beneficios.
Todos saben que hoy en día los funcionarios públicos en su mayoría se encuentra bajo la modalidad de funcionario a Contrata, y muy por sobre la proporción del 20% respecto del personal de Planta, sin embargo, no todos están conscientes de las otras falencias que independientemente de la modalidad de contratación pueden existir.
1.- Inestabilidad del personal a Honorarios, que puede llevar años en esa condición, que por disfrazar el gasto la administración no asume los cambios necesarios legales y de cupos que permiten la contratación bajo el Estatuto Administrativo, las famosas Plantas de personal que como todo cuerpo legal establece literalmente calidad y cantidad de personal de la Institución Pública.
2.- Condiciones de equipamiento e infraestructura básica y/o de hacinamiento de trabajadores del Estado.
3.- Ausencia del derecho a indemnización por años de servicio, salvo en casos de reestructuración institucional que elimine la función desempeñada. Esto se aplica al personal regido por el Estatuto Administrativo, Planta y Contrata, más personal a Honorarios.
4.- Rigidez del sistema de gestión de recursos humanos, lo que implica que mayores remuneraciones asociadas a un cargo de alto nivel jerárquico temporal se mantengan aún cuando el funcionario pase a desempeñar funciones de menor jerarquía.
5.- Cultura organizacional con un alto nivel de solidaridad y elementos de carácter social, asociado en gran parte a reconocer muchos esfuerzos que la mayoría de los trabajadores han entregado en pésimas condiciones laborales, que han resultado producto de entregar el alma a una organización que no retribuye su trabajo y dedicación con las condiciones mínimas ambientales, de seguridad, herramientas, equipamientos etc.
Todo lo anterior es un complejo escenario tanto para el trabajador pero también para la organización, como en los siguientes casos:
– Cuando se debiera despedir a un trabajador, que se irá sin nada.
– Aplicar cambios de función desde un mayor nivel jerárquico a función de menor rango, manteniendo remuneración mayor, abultando el gasto, y con esto disminuyendo las posibilidades de recursos para aumentos de remuneración en los cargos con remuneraciones menores.
– Es imposible generar política remuneracional según puestos de trabajo, hoy existen personas que se desempeñan en un mismo puesto de trabajo con diferencias remuneracionales más allá de lo racional e imaginado.
– etc.
Espero haberme expresado de manera correcta para reflejar la situación muchas veces desconocida por la mayoría y también que juntos podamos encaminar una propuesta de mejora.
Para mi, en estos 19 años de trabajo en el sector público, analizaría la alternativa de afianzar el sistema de Código del Trabajo para una mayor flexibilidad de la gestión de personas, con la única excepción del personal contratado mediante Alta Dirección Pública, no obstante, por tratarse de personal del estado no establecería límite o tope de años de servicio para el pago de indemnización.